Paises exportadores de textiles

Paises exportadores de textiles

Fábricas de tejidos

Toda nación se esfuerza por elevar su bienestar económico. Una buena economía es el reflejo de un Estado financieramente independiente y firme. Esto evita los horrores de tomar préstamos de organizaciones supranacionales, instituciones financieras internacionales u otros países.

Los panelistas de Focus Economics ven a Estados Unidos conservando su título de mayor economía del mundo, con un PIB nominal previsto de 25,3 billones de dólares en 2024. Los países hacen esfuerzos sin precedentes para mejorar su bienestar económico. Diseñan estrategias constructivas para aumentar su valor monetario.

Una forma constructiva de impulsar sustancialmente el crecimiento económico es aumentar las exportaciones y disminuir las importaciones. La exportación de bienes se refiere a la idea de vender productos y servicios a otros países. De este modo, se pone en marcha el flujo de divisas en el país desde varios países del mundo.

El dinero obtenido por la venta de productos al exterior tiene efectos notables en el crecimiento económico. Las exportaciones son productos o servicios fabricados en el país que se venden a países extranjeros con grandes beneficios, lo que contribuye a elevar la economía.

Los 10 principales países fabricantes de prendas de vestir en 2020

En 2020, China era el primer exportador mundial de prendas de vestir, con una cuota de aproximadamente el 43,5%, seguida de la Unión Europea, Bangladesh y Vietnam. En ese año, China y la Unión Europea eran también los principales exportadores de textiles del mundo.

Europa tiene uno de los mercados de ropa y prendas de vestir más lucrativos del mundo. En 2018, las tiendas de ropa especializadas de la Unión Europea generaron más de 222.000 millones de euros de facturación por ventas al por menor.

Entre 2011 y 2018, el número de tiendas minoristas de ropa y calzado en la Unión Europea ha disminuido, a pesar de un aumento constante en el volumen de negocios de las ventas minoristas durante este período de tiempo. Esto podría atribuirse al papel clave que el comercio electrónico llegó a desempeñar en el mercado de la ropa en Europa y más allá. En 2018, había unas 294 mil tiendas especializadas en ropa y alrededor de 63 mil tiendas de calzado y artículos de cuero en la UE.

Europa es el hogar de algunos de los minoristas y marcas de ropa más famosos del mundo. La empresa española de confección Inditex fue el primer minorista de moda en Europa, con una facturación de 12.900 millones de euros en 2020. Inditex es la empresa madre de marcas icónicas como Zara, Bershka, Stradivarius, Massimo Dutti y Pull&Bear, entre otras. La sueca H&M (Hennes and Mauritz) le sigue en segundo lugar, con una facturación similar de unos 12.500 millones de euros. El minorista de moda alemán Zalando ocupa el tercer lugar, con unos 8.000 millones de euros de facturación anual en 2020. Una comparación del valor de la marca entre H&M y Zara muestra que el valor de la marca del minorista sueco fue sistemáticamente superior al de Zara entre 2010 y 2017. Sin embargo, en 2018, Zara había superado a H&M y hoy disfruta de un valor de marca ligeramente superior, valorado en 14.860 millones de dólares estadounidenses en 2020, frente a los 14.000 millones de dólares estadounidenses de H&M.

Industria de la confección

Según el informe del Examen Estadístico del Comercio Mundial 2021 publicado por la Organización Mundial del Comercio (OMC), los patrones comerciales de los textiles y las prendas de vestir en 2020 incluyen tanto las continuidades como las nuevas tendencias afectadas por la pandemia y la evolución de las estrategias de producción y abastecimiento de las empresas en respuesta al cambiante entorno comercial.

China, la Unión Europea (UE) y la India seguirán siendo los tres mayores exportadores de textiles del mundo en 2020. Juntos, estos tres principales representaron el 65,8% de las exportaciones textiles del mundo en 2020, similar al 66,9% antes de la pandemia (2018-2019).

En particular, China y Vietnam disfrutaron de un aumento sustancial en sus exportaciones textiles en 2020, con un 28,9% y un 10,7% más que hace un año, respectivamente. La completa cadena de suministro textil y de confección y la considerable capacidad de producción permiten a estos dos países cambiar la producción de ropa por la fabricación de EPI rápidamente. En concreto, Vietnam superó a Corea del Sur y se situó como sexto exportador textil del mundo en 2020 (10.000 millones de dólares de exportaciones), por primera vez en la historia.

Material compuesto

En 2020, China fue el primer exportador mundial de textiles, con un valor aproximado de 154.000 millones de dólares. Los textiles pueden referirse a los materiales utilizados en la producción de ropa, así como a las prendas acabadas. Con casi la mitad del valor de China, la Unión Europea ocupó el segundo lugar, con un valor de exportación de unos 64.000 millones de dólares estadounidenses. Las cifras de exportación de China se traducen en casi el 43,5% del total del mercado de exportación textil en todo el mundo.

Los textiles pueden clasificarse de varias maneras, entre ellas por las fibras que los componen, la calidad y su valor. Las cinco principales fibras que componen los textiles son la seda, la lana, el lino, el algodón y las fibras inorgánicas. Antes de que la gente aprendiera a tejer estas fibras en textiles para producir ropa, las primeras prendas de vestir probablemente estaban hechas de pieles de animales. La industria actual se ha industrializado a tal escala que es casi irreconocible desde sus orígenes.

China es el mayor país productor y exportador de textiles del mundo. Con su rápido crecimiento en las dos últimas décadas, la industria textil china se ha convertido en uno de los principales pilares de la economía del país. La ropa, los accesorios de vestir, los hilos textiles y los artículos textiles se encuentran entre los principales productos de exportación de China. El bajo coste y la gran cantidad de mano de obra, la reducción de las barreras comerciales y la disponibilidad de suministro de materiales son algunas de las ventajas competitivas que ofrece el país para la industria de la confección.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.Más información
Privacidad